ENVÍOS GRATIS A PARTIR DE 50€

Trucos: cómo limpiar la plata

 

Si quieres que tus joyas siempre luzcan radiantes, sigue los siguientes trucos sobre cómo limpiar la plata.

Hay muchas cosas que ensucian las joyitas de plata, pero una ventaja de la Plata de Ley 925 es que es muy fácil de limpiar y siempre mantiene sus propiedades como el primer día. Así que ya no hay excusa, escoge la opción que más se adapte a ti y haz que tus joyas siempre se vean nuevas y espectaculares.

“5 años p1”/></picture></div>

Cómo se limpia la plata

Existen muchas maneras y formas distintas para limpiar tus joyas. En San Saru utilizamos un método superefectivo, práctico e infalible que les devolverá el brillo. Conoce nuestros truquitos más efectivos para saber con qué se limpia la plata. ¡Vamos a ello!

Limpiar la plata con Aladdin Sidol

Limpiar la plata con Aladdin Sidol es sencillo, económico y rápido. Este producto está compuesto por un algodón impregnado en una composición química, se vende en casi todos los supermercados y su precio no llega a los tres euros.

Una vez lo tengas, coge un trocito de dicho algodón y frota la joya de plata a abrillantar. Reparte el producto uniformemente por toda la superficie. Limpia la joyita con papel higiénico para quitar el producto sobrante. Por último, enjuaga la pieza con agua y jabón y sécala cuidadosamente con un paño limpio y suave.

Este producto garantiza un brillo más duradero y el efecto es inmediato, hará que tus joyas brillen como el primer día. ¡Cuando lo pruebes, no podrás dejar de usarlo!

Advertencia: hay que tener cuidado si hay Piedras Naturales; es mejor que el producto no las toque, podría dañarlas. Al igual que aconsejamos que uses guantes para hacerlo, ya que el producto es corrosivo.

“5 años p1”/></picture></div>

Otros trucos caseros para limpiar la plata

Existen muchos trucos para limpiar la Plata de Ley 925. Arriba os mostramos el que más utilizamos por su efectividad y practicidad, además, también se puede hacer en casa y no requiere de mucho material. Pero existen otros métodos que podéis tener presentes.

Limpiar la plata con bicarbonato

Este compuesto es un potente limpiador natural. Limpiar la plata con bicarbonato sódico es un método muy útil, sobre todo para tratar pequeñas piezas que se han ennegrecido.

Existen varios procedimientos según el tipo de utensilio que se quiera abrillantar. Para limpiar joyas de plata delicadas, el más adecuado es el siguiente:

Vierte agua en una olla y ponla a hervir. Seguidamente, cubre un bol con aluminio dejando la cara mate del papel hacia abajo. Agrega poco a poco agua caliente en dicho recipiente y añade dos cucharadas soperas de bicarbonato de sodio. Sumerge las joyitas y déjala actuar entre 10 y 15 minutos, no te olvides de remover la mezcla de vez en cuando. Después, saca las joyitas del bol y límpialas con un trapito suave de algodón. Si la joyita no queda del todo brillante, repite el procedimiento hasta que acabe de limpiarse y quede reluciente.

Recuerda que este método puede usarse en todas las joyitas de Plata de Ley 925, excepto en aquellas que contengan detalles con plata oscurecida. Este efecto sombreado podría desvanecerse.

Limpiar la plata con Sal

Otro método superpráctico es limpiar la plata con Sal. Es una opción económica y ecológica que te permite abrillantar tus joyitas en cualquier momento del día. ¿Conocías este truquito?

El procedimiento es fácil: coge un recipiente y cúbrelo con papel de aluminio dejando la cara mate hacia abajo. Llénalo con agua caliente (a punto de ebullición) y añádele una cucharada grande de sal. A continuación, coloca la joyita de plata en el interior y déjala sumergida, aproximadamente 10 minutos. Finalmente, retira la pieza y sécala con un paño limpio y seco. ¡Se verá reluciente!

El agua salada hace que la suciedad se desprenda de la joya, mientras que el aluminio actúa como una especie de imán y atrae las partículas que ennegrecen la plata hacia él. ¡Verás como la suciedad se ha quedado en el Aluminio!

Si la joya no luce todo lo brillante que te gustaría, puedes repetir el proceso o intentar otro de los métodos que te proponemos.

Limpiar la Plata con sal - paso 1
Limpiar la Plata con sal - paso 2
Limpiar la Plata con sal - paso 3
Limpiar la Plata con sal - paso 4

Por último, os mostramos dos productos más para limpiar la Plata de Ley 925, presentes en todas las casas y al alcance de cualquiera. Estos métodos caseros son supereconómicos y te permitirán, en solo unos minutos, tener tu joyita de plata limpia. No son tan eficaces como los procedimientos anteriores, pero dan buenos resultados si la pieza no está muy sucia. ¡Vamos a conocerlos!

Limpiar la plata con Dentífrico

Para aplicar este método, primero es necesario que limpies la pieza con agua y jabón. Luego, pon dentífrico en la joyita y frótala suavemente con un cepillo de cerdas suaves. Limpia los restos y enjuaga la pieza. Por último, sécala con un paño de algodón. 

Limpiar la Plata con dentrífico - paso 2
Limpiar la Plata con dentrífico - paso 3
Limpiar la Plata con dentrífico - paso 4

Limpiar la plata con limón 

Como en el caso anterior, este truquito se aconseja para joyitas que no estén muy ennegrecidas. Este fruto cítrico tiene múltiples usos en la limpieza del hogar y es un buen aliado para limpiar y conservar la plata en perfecto estado. Para llevar a cabo este procedimiento, corta un limón por la mitad y exprímelo. Introduce la joya en la mezcla y déjalo actuar unos minutos, después frota la pieza con un cepillo de cerdas suaves. Por último, enjuaga la pieza y límpiala con una toalla suave. ¡Así de sencillo! 

Limpiar la Plata con limón - paso 1
Limpiar la Plata con limón - paso 2
Limpiar la Plata con limón - paso 3
Limpiar la Plata con limón - paso 4

Cómo limpiar tus joyas de plata

No es difícil desprenderse de la fina película oscura que envuelve la pieza. Aún así, es recomendable saber limpiar las joyas de plata según su forma, tipo y características. De esta manera, podréis dedicar a cada joyita el cuidado especial que requiere, devolviéndole el brillo del primer día.

Cómo limpiar una cadena de plata

¿Te preguntabas cómo limpiar una cadena de plata? Entonces no necesitas buscar más, este problema tiene solución y nosotros te damos la respuesta con el siguiente vídeo tutorial.

Lo que necesitas para limpiar una cadena de plata es Bicarbonato de Sodio y Aluminio. En el siguiente vídeo se detalla paso a paso todo el proceso, de manera superfácil y visual. ¡Con este truquito podrás obtener resultados excelentes al instante!

Por último, recuerda que este método solo podrá llevarse a cabo con joyitas que no tengan Piedras Naturales, por ejemplo, pulseras y collares.

Cómo limpiar pendientes de plata

Aprender a cómo limpiar los pendientes de plata no es complicado. A continuación, te explicamos el mejor método para dejar tus pendientes de plata perfectos. ¡Brillantes como el primer día!

Puedes elegir cualquiera de los tres métodos más comunes para limpiar tus pendientes de plata: con Bicarbonato Sódico, con Sidol Aladdin o con agua y sal. Teniendo en cuenta que los pendientes son piezas delicadas y pequeñas, recomendamos usar Aladdin.

No tendrás que invertir una gran cantidad de dinero ni emplear mucho tiempo. Solo necesitas comprar dicho producto, disponible en cualquier supermercado.

Cómo comentábamos en apartados anteriores, el procedimiento es muy sencillo. Coge un trocito de algodón y frota el pendiente de plata a abrillantar. Una vez listo, limpia la joya con agua y jabón y sécala con un trapito.

Por último, recuerda fijarte si tus pendientes están compuestos solamente por plata o tienen algún tipo de adorno o motivo de decoración de otro material. Aunque el Sidol Aladdin sea un método no abrasivo, debes tener cuidado para no provocar daños sobre las Piedras Naturales.

Cómo limpiar anillos de plata

Para limpiar los anillos de plata de forma adecuada y no ocasionar ningún desperfecto sobre ellos, debemos tomar algunas precauciones. En primer lugar, es mejor limpiar los anillos de plata por separado. En segundo lugar, aconsejamos utilizar paños suavitos para secar la plata y evitar que se raye o estropee. Y, por último, cuando vayamos a guardarlos, debemos asegurarnos que las piezas están totalmente secas.

Si la pieza no está muy ennegrecida, puedes limpiarla con detergente no abrasivo. Solo necesitas un recipiente con agua tibia con jabón en su interior. Coloca el anillo de plata en el interior y frota con las manos hasta que la suciedad desaparezca. Finalmente, retira el anillo de plata y sécalo con un trapito seco y suave.

Si el anillo de plata necesita una limpieza a fondo, te recomendamos usar Bicarbonato Sódico o Sidol Aladdin. Échale un vistazo al apartado "Con qué se limpia la plata" para conocer más sobre estos procedimientos. ¡Verás que fácil!

Cómo limpiar joyas de plata con piedras preciosas

Saber cómo limpiar joyas de plata con piedras preciosas es importante para no dañar la pieza. Lo más seguro es utilizar productos naturales, evitando todo aquello que se considere abrasivo o agresivo.

Así pues, ¿cuál es el mejor método? Nosotros sugerimos utilizar agua con sal o bicarbonato. Cómo comentamos en el apartado "Limpiar plata con bicarbonato", para llevar a cabo este procedimiento solo necesitamos tres cositas: un poco de agua, una cucharada grande de bicarbonato, un recipiente hondo y Aluminio.

Cómo limpiar la plata en casa sin dañarla

Es fundamental saber cómo limpiar las joyas de plata en casa para cuidar el material y que este no se estropee. Ya hemos visto varios métodos para limpiar la plata, ¿pero qué hay de los instrumentos?

En primer lugar, recomendamos secar la plata con materiales que sean suaves y delicados. Todo aquello que tenga un tacto áspero o rugoso puede dejar marcas en la joyita. Los instrumentos más recomendados son: paños blandos, algodón y cepillos de cerdas suaves.

Por último, recuerda no olvidar su mantenimiento. Si tu joyita no necesita una limpieza exhaustiva, basta con dedicar un minuto al día en sacar brillo a la plata. Cuando te la quites, pásale un paño de algodón para eliminar la posible suciedad acumulada. Así evitarás la necesidad de utilizar otros métodos más agresivos.

Nuestra web utiliza cookies (y no, no son comestibles) para mejorar tu experiencia. Si sigues navegando consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR